REYNAZUL.

lunes, 3 de abril de 2017

VATICANO El Vaticano acogerá a tres nuevas familias de refugiados sirios Son parte de los "corredores humanitarios" con los que ya ha recibido en Roma a 145 personas y sostiene económicamente a otras 21. Se busca una integración plena de las familias, incluido el aprendizaje del idioma. Por Corresponsal.

El Vaticano acogerá a tres nuevas familias de refugiados sirios, dos cristianas y una musulmana, como parte de los "corredores humanitarios" con los que ya ha recibido en Roma a 145 personas y sostiene económicamente a otras 21.

"Las primeras familias acogidas, habiendo recibido ayuda para encontrar los medios para lograr su independencia, dejaron sus departamentos a otras tres: dos de religión cristiana y otra musulmana, con un total de trece personas", anunció este lunes el obispo Konrad Krajevski, en un comunicado dado a conocer por la Oficina de Prensa de la Santa Sede.

Krajevski, obispo y teólogo polaco de 53 años, fue nombrado en 2013 titular de la Limosnería Apostólica, la oficina vaticana encargada de llevar a cabo las obras de caridad de la Santa Sede y, en el Pontificado de Jorge Bergoglio, asistir a refugiados alojados en dependencias vaticanas y sin techo de las calles romanas.

El organismo se encarga además de facilitar periódicamente alimento y ambulancias para controles médicos a diversos campamentos de refugiados en toda la capital italiana.

Los corredores humanitarios nacieron el año pasado como forma de dar una llegada "segura" a las personas obligadas a escapar de su Siria natal, y cuentan con el apoyo de la Comunidad católica de San Egidio, la Federación de las Iglesias Evangélicas en Italia y la Mesa Valdense, tras el llamado del papa Francisco en 2015 para la acogida en parroquias y casas de toda Europa.

En total han llegado más de 500 personas y este año se prevé un mecanismo similar para ciudadanos de varios países africanos en dificultad.

"Hasta la fecha, mediante los corredores humanitarios, han sido acogidos en Roma 70 núcleos familiares, por un total de 145 personas", agregó Krajevski, que recordó que el proceso de acompañamiento en suelo italiano busca una "integración plena" de las familias, incluido el aprendizaje del idioma.

Dos de las familias alojadas a partir de ahora llegaron a Italia en marzo y "sufrieron secuestros en Siria". Uno de los núcleos está compuesto por una mamá con dos hijas adolescentes, con la abuela, una tía y otra mujer siria que vive con ellas.

La segunda familia está integrada por una joven pareja que hace dos semanas tuvo a su primera hija. La madre estuvo secuestrada durante varios meses por el Estado Islámico, agregó el funcionario vaticano.

La tercera de las familias es la primera que llegó a Italia en febrero de 2016, hace más de un año, y está compuesta por una pareja con dos hijos, que van a la escuela "regularmente".

Además de esta hospitalidad, la Santa Sede sostiene económicamente también a las 21 personas que llegaron a Italia con el papa Francisco desde Lesbos en abril pasado y que viven en algunas casas de ciudadanos o de religiosos.

En septiembre de 2015, tras el llamado de Francisco a la comunidad religiosa europea, la Limosnería vaticana había acogido a una familia cristiana siria, de rito melquita católico, en conjunto con la comunidad de la parroquia vaticana de Santa Ana. fuente: telam.com.ar
Publicar un comentario