REYNAZUL.

lunes, 3 de febrero de 2014

Se enamoró en el colectivo, lo buscó por Facebook y lo encontró.

La historia tiene personajes anónimos. La vida los cruzó el viernes a las 15 en un colectivo de línea de Rosario. Él viajaba sentado jugando con su celular. Ella pagó el boleto y se acomodó en el asiento de enfrente. Cuando advirtió su presencia no le pudo sacar los ojos de encima. Sólo bajó la vista para hacerle una foto con su teléfono. Pensó en hablarle pero no se animó, le dio vergüenza. Ni bien se bajó del colectivo se dio cuanta que había dejo pasar la oportunidad de conquistar al chico que la había cautivado No se quedó de brazos cruzados. Cuando llegó a su casa, creó una página en Facebook para poder rastrearlo. "Estoy buscando a este chico", escribió. Y acompañó el texto con la foto que le había sacado. 48 horas después, tras una catarata de visitas y comentarios, lo encontró.
El texto se propagó rápido por las redes sociales. "Subiste al 141 en el centro, te sentaste en un asiento de los solitarios, boludeaste con el boleto un rato, yo estaba a tu derecha y no te podía sacar los ojos de encima, guardaste el boleto, sacaste el celular y te pusiste a chatear. Me encantaste, ojazos y una sonrisa increíble, aparte percibí buenas vibras, parecés un pibe simpático, simple y piola. No me aguanté y te saqué una foto para poder acordarme de vos, PERDÓN!! Cuando la chica que estaba en el asiento de atrás tuyo se bajó, me pasé para hablarte, pero no me animé... Así que me puse los auriculares y te miraba por el vidrio, hasta que me bajé y seguiste para zona Oeste.
Llegué a casa y me quería matar por cagona y pelotuda, así que me puse a buscarte por Facebook. Me gustaría conocerte. Perdón que no ponga mi nombre real, pero no me quiero quemar si te enojás o tenés novia y tu novia se enoja! Mil disculpas por el atrevimiento! Si lo encuentran avísenle que lo estoy buscando!", redactó una internauta anónima en una Fan Page (https://www.facebook.com/pages/Estoy-buscando-a-este-chico/593148810762899?fref=ts)
Los comentarios a la publicación no tardaron en llegar. Tal fue la repercusión que horas después la hermana del joven y su novia aparecieron en escena para marcar territorio. "En dos días lo encontré, la teoría de los 6 grados de separación se comprobó". escribió ella exultante al conocer su identidad. Ayer a la noche, el muchacho de la foto dio la cara. Y con un tono amable y conciliador escribió: "El de la foto soy yo. me llamo Gabriel Avila, la verdad que no me di ni cuenta cuando me sacaste esta foto pero si recuerdo q venias cantando atras mio, si es que eras vos. si me hubieses hablado te hubieses dado cuenta que estas en lo cierto soy muy sencillo. de hecho pensè en darme vuelta y decirte en broma que el canto no era lo tuyo y que te dediques a otra cosa. (...) hace horas que la gente me etiqueta y me llaman o mensajean para ver si soy yo realmente el de la foto (...) Como dijiste vos hay que quedarse con lo positivo de esto. Ojala con esto llegues a dar con alguien que sea para vos!".
Los amigos de ambos piden ahora un encuentro para forjar una amistad detrás de esta curiosa y particular historia de amor que no llegó a buen puerto. fuente:clarin.com
Publicar un comentario