REYNAZUL.

miércoles, 28 de agosto de 2013

LA DEUDA EN DEFAULT Fondos buitre: el Gobierno ofrece un bono en pesos y a vencer en 2038 Así lo prevé el proyecto que mandó el Ejecutivo al Senado. Tiene siete artículos y debe ser aprobado por el Congreso. Por LUCÍA SALINAS.

El proyecto anunciado por la presidenta Cristina Kirchner en Cadena Nacional para la reapertura del canje de la deuda ingresó al Senado de la Nación, donde se iniciará hoy el debate con un plenario de comisiones para dar tratamiento al mismo. La medida, bajo el  N° 1241/13, lleva la firma del ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina. Tiene como fin la reestructuración de los títulos públicos "en estado de diferimiento de pago en el mediano y largo plazo".
 
El documento al que accedió Clarín detalla los alcances del anuncio y las condiciones que el mismo establecerá para quienes deseen acceder a este nuevo canje.  El primer proyecto, que cuenta con siete artículos, se ocupa puntualmente del canje de bonos en default. Especifica que los bonos en cesación de pagos "de los bonistas que no entraron al canje (un 7% estimativamente) podrán ser canjeados por un bono en pesos que vence en el año 2038 ("Bono a la Par en pesos step up 2038", es decir, un bono en moneda local cuyo pago de interés aumentará año tras año hasta su vencimiento). En tal caso, será el Ministerio de Economía el designado para el dictado de normativa complementaria para instrumentar dicho reemplazo.
 
La Ley Cerrojo (N° 26.017 http://www.infoleg.gob.ar/infolegInternet/anexos/100000-104999/103619/norma.htm) quedará en suspenso en sus artículos 2, 3 y 4 hasta que el Poder Ejecutivo determine que finalizó el proceso de reestructuración.
 
El Artículo segundo plantea que las condiciones que se ofrezcan a los que ingresen ahora no podrán ser más ventajosas que aquellas obtenidas por las personas que ingresaron al canje del año 2010 (Decreto 563/2010).
 
Los que participaron del canje de 2005 y quieran participar del actual canje, deberán renunciar a los derechos adquiridos por esta primera operación que se realizó anteriormente, según especifica el artículo cuarto del proyecto en su primera parte. Aquellas personas que iniciaron acciones judiciales contra el país no podrán tener un trato más favorable que aquellos que no.  Esto significa que si alguno fondo buitre desea ingresar ahora al canje no puede obtener un trato más favorable que aquellos que no accionaron judicialmente.
 
El Ministerio de Economía informará de modo trimestral al Congreso el avance de Estado de la medida anuncia y ahora sometida al debate en ambas Cámaras.
 
De esta manera el Gobierno Nacional espera un tratamiento veloz en el Congreso que le permita avanzar en la "conclusión del proceso de reestructuración de los títulos públicos en estado de diferimiento de pago", argumenta el proyecto que ingresó ayer a último hora en el Senado. El Gobierno ha realizado pagos por medio de dos reestructuraciones, la del año 2005 y la del 2010. El primero, según argumenta el Gobierno, logró una reestructuración del 76% de la deuda soberana. El canje del año 2010 hizo que la aceptación llegue al 93% de los bonos en default.
 
Cristina Kirchner anunció que buscan incorporar al 7% de quienes no ingresaron a los dos canjes citados. En el período 2003-2012 el Gobierno kirchnerista ha pagado 173.733 millones de dólares dentro del sector público nacional, sector privado extranjero y nacional y a los organismos multilaterales de crédito, entre ellos el FMI. fuente:clarin.com
Publicar un comentario