REYNAZUL.

jueves, 22 de agosto de 2013

Fiscal pide agravar la condena contra Fernando Carrera por la "Masacre de Pompeya" Ricardo Wechsler pidió agravar la condena a 15 años de prisión contra el acusado. Para el fiscal, Carrera cometió el delito de homicidio con dolo eventual, y consideró que también incurrió en abuso de arma, que disparó a la Policía una vez que se produjo la colisión.

El fiscal ante la Cámara Federal de Casación Penal Ricardo Wechsler pidió agravar la condena a 15 años de prisión contra Fernando Carrera, por la denominada "Masacre de Pompeya". 

Fuentes judiciales informaron que el fiscal apeló la condena que fijó por mayoría la Sala III de Casación la semana pasada por la cual se impuso a Carrera la pena de 15 años por los delitos triple homicidio culposo agravado por haber sido ocasionado por la conducción imprudente de un vehículo automotor y la cantidad de víctimas; robo con arma de fuego; lesiones culposas, y portación ilegítima de arma de guerra. 

Para el fiscal Wechsler, cuyo recurso extraordinario será evaluado por la Corte Suprema de Justicia, Carrera cometió el delito de homicidio con dolo eventual, esto es que se representó que podía provocar daños con su conducir imprudente y pese a ello no cesó en su conducta, y consideró que también incurrió en abuso de arma, que disparó a la Policía una vez que se produjo la colisión. 

Carrera -según el fiscal- "actuó con dolo eventual, toda vez que, descartado el estado de inconsciencia, el imputado comprendía lo que hacía y claramente logró dirigir su conducta, pudiendo representarse los riesgos que la misma implicaba, aceptando esas consecuencias eventualmente dañosas". 

Wechsler, según surge de su dictamen, coincidió en que está probado el robo que tuvo lugar ese 25 de enero de 2005 en el que Carrera junto con un cómplice que está prófugo sustrajeron dinero a un ex militar, minutos antes de los hechos que tuvieron en Pompeya donde él intentó escapar de la policía por la avenida principal y en contramano con su vehículo. 

"No hay que dejar de mencionar que el imputado conducía su vehículo por una avenida principal que comunica con el acceso a la provincia de Buenos Aires, en pleno mediodía, allí transitaban tanto vehículos como peatones, lo que demuestra que estaba a la vista del encartado la peligrosidad de su conducta y las consecuencias que ella podía acarrear. 

En ese sentido, para la fiscalía "Fernando Carrera supo todo el tiempo lo que hacía y lo que podía suceder, era consciente del riesgo creado, el que fue aumentado por la alta velocidad a la que circulaba, y por la gran cantidad de automóviles y peatones que caminaban por el lugar, debido a que se trata de una zona muy concurrida en pleno mediodía". 

Wechsler aseguró coincidir con la calificación que adoptó el Tribunal Oral Criminal 14 el cual el cual lo había condenado a Carrera a 30 años de prisión en 2007 y que cumplió poco más de siete hasta que la Corte Suprema anuló ese fallo y pidió una revisión del caso a Casación. 

El delito –detalló el fiscal- es porque "se realiza la acción a sabiendas que el resultado posiblemente se produzca, no es una consecuencia necesaria de su acción, sino sólo una consecuencia posible, por lo que es indiferente para el sujeto el resultado, es por ello, que no destina esfuerzos para evitar el hecho, permitiendo que el mismo se produzca". 

"Cualquier persona conoce la potencialidad lesiva de conducir a alta velocidad en una avenida, en sentido contrario a la circulación vehicular y sin respetar los semáforos, lo que me lleva a concluir que el imputado actuó con dolo eventual, porque quien realiza esa conducta no puede dejar de prever seriamente la posibilidad de que terceras personas o él mismo, se vean afectadas", justificó el fiscal. 

A contrario de la Cámara de Casación, la fiscalía consideró que sí hubo abuso de armas, esto es que disparó a la policía, y recordó que en el vehículo de Carrera se encontraron cuatro vainas servidas pertenecientes a proyectiles disparados por la pistola calibre 9 mm que se le atribuyó a él. 

Al respecto, recordó que hay testimonios que aseguran "haber visto" a Carrera: el testigo Villafañe –según citó el fiscal del expediente- declaró que "luego de producirse el intercambio de disparos y tras haber quedado el delincuente herido éste no quería soltar el arma con la cual había disparado, cosa que finalmente se logró gracias al accionar personal interventor". 

El testigo Gustavo Jarc sostuvo que "razonó que hubo un intercambio de disparos. No vio si disparaban de adentro del auto. El no vio el intercambio, lo escuchó". 

"Lo cierto es que debido a la conmoción sufrida por los hechos y la rapidez con que se desarrollaron, los testigos no pudieron observar el momento exacto y preciso en que Fernando Carrera apretó el gatillo del arma y disparó contra el personal policial, pero sin embargo los testimonios fueron contestes en afirmar que los disparos iniciales se produjeron por parte de Fernando Carrera luego de la colisión", sostuvo Wechsler. 

Ahora, la Sala III de Casación deberá evaluar el recurso de la fiscalía y el de la defensa y resolver si lo concede, con lo cual de ser así el caso quedará a estudio de la Corte Suprema y Carrera seguirá en libertad hasta tanto el fallo quede firme. 

Carrera actualmente está bajo el sistema de protección de testigos y su defensa criticó el fallo que lo condenó y sigue sosteniendo que la causa le fue inventada por la policía federal, algo que retrató el cineasta Enrique Piñeyro en el documental the Rati Horror Show. fuente:26noticias.com.ar
Publicar un comentario