REYNAZUL.

martes, 13 de agosto de 2013

Encontraron dos cuerpos más y son 21 los muertos por la explosión Los rescatistas culminaron las tareas de rescate. No quedan desaparecidos.

Los rescatistas que trabajaron en la remoción de escombros en el predio de la calle Salta 2141 de Rosario, hallaron sin vida a los últimos dos desaparecidos, con lo cual la lista de fallecidos llegó a 21. La cifra de víctimas fatales fue anunciada oficialmente por el equipo de bomberos que trabajaron en la zona del estallido.
Esta mañana se habían reanudado a las 7 los trabajos de búsqueda luego de haber suspendido las tareas durante la madrugada a raíz de la explosión del tanque de nafta de un auto estacionado en uno de los subsuelos, que no causó daños mayores. Pasadas las 10, lograron localizar el cuerpo de Lidia D'Avolio (86), según confirmó Defensa Civil.
Alrededor de las 3 de esta madrugada una de las palas mecánicas afectadas a la remoción de escombros, rozó un tanque de nafta de uno de los vehículos estacionados en uno de los subsuelos, lo que produjo una chispa que derivó en una explosión sin daños, explicaron los rescatistas al reingresar a la zona del desastre.
Los trabajos de rescate finalizaron cerca de las 19.30 y se centralizaron hoy en la búsqueda y rescate de los últimos dos desaparecidos, a los que finalmente encontraron sin vida: Luisiana Contribunale (33) ySantiago Laguía (25).
Más de 500 vecinos se concentraron en la calle Salta al 2100 para hacer un minuto de silencio en memoria de las 21 víctimas y entonar el Himno Nacional. A su vez, homenajearon a los bomberos con abrazos y aplausos. Luego, el gobernador santafesino, Antonio Bonfatti, saludó uno por uno a los rescatistas, a quienes dedicó palabras de agradecimiento.
Uno de los socorristas, con 36 años de servicio, dijo entre lágrimas que vio a muchas víctimas de esta tragedia y expresó: "Estoy inmensamente agradecido de la gente, del afecto, de los rosarinos que nos cobijaron a todos. Nosotros no nos hacemos bomberos, nacemos para hacer esto, y para muchos ha sido una prueba de fuego cuando llegamos con una idea el día cero y Dios nos ayudó".
El bombero comentó que pasaron largas horas sin descanso en las que tuvieron que dormir en una playa de estacionamiento o en una carpa, “pero le devolvimos los hijos a sus padres".
En tanto, uno de los integrantes del grupo especial de rescate de la Policía Federal señaló que unos 20 miembros de ese cuerpo llegaron a Rosario el día que explotó el edificio. "Durante estos días nos relevamos cada 12 horas, y los chicos nos trajeron dibujos de agradecimiento. Estamos emocionados por el afecto de la gente", agregó, mientras desfilaba junto a bomberos, socorristas y personal de Defensa Civil por la calle Salta.
Uno de los momentos más emotivos se vivió cuando los bomberos se sacaron los cascos y se subieron a un autobomba para desplegar una bandera argentina y volver hacer sonar la sirena.
La tragedia de la calle Salta tuvo su origen en una explosión por un escape de gas y dejó un saldo de 21 muertos y más de 60 heridos, así como grandes daños materiales en las estructuras de los edificios linderos que -según afirmó el secretario de Obras Públicas de la Intendencia de Rosario, Omar Saab- “serán demolidos”. fuente:clarin.com
Publicar un comentario